Grupo BSV se suma al Centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

El Centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido sigue sumando nuevos apoyos de empresas e instituciones a lo largo de este segundo año de celebración, el último de ellos el de Grupo BSV. El consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, y el presidente de Grupo BSV, Javier Briz Rubio, Director Financiero de Grupo BSV, han rubricado el patrocinio de la empresa aragonesa al Centenario del Parque Nacional.

Más de 70 empresas se han adherido ya a la celebración de este Acontecimiento de Excepcional Interés Público (AEIP), muchas de las cuales han renovado su colaboración para estar presentes en los dos ejercicios fiscales del evento, 2018 y 2019.

Situada en el corazón de una de las más históricas denominaciones de origen de España, el Grupo BSV es el resultado de la fusión del conocimiento ancestral con las nuevas aportaciones de I+D+i en el sector vitivinícola. También de la ilusión de los 66 agricultores que en 1944 decidieron unir sus esfuerzos para crear una cooperativa que hoy aglutina a más de 700 profesionales de la vid y el vino.

El grupo está formado por cuatro bodegas, Bodegas San Valero, la cooperativa original, Bodegas Gran Ducay, Tierra de Cubas y Cuevas de Algairén.

Grupo BSV, líder en la región desde 1944, tiene la historia más larga en Cariñena y se ha beneficiado del acceso a algunos de los viñedos más destacados de la región durante más de 70 años. La bodega gestiona a 700 viticultores que cultivan más de 3.800 hectáreas de viñedos como miembros activos de la cooperativa, donde el 90% de los viñedos rodean las instalaciones de la bodega cerca del pueblo de Cariñena.

Innovación constante, respeto a la tradición y excelencia enológica son las tres premisas bajo las que elaboramos nuestros vinos. Una amplia gama de tintos, blancos, rosados y espumosos donde el terreno, el saber hacer tradicional, la experiencia empresarial de 75 años y las más modernas técnicas de control y producción se expresan con claridad.

Una larga historia en la región trae ventajas clave: alrededor del 20% de la Garnacha está clasificada como “viñas viejas”, con un rango de 30 a 100 años y ubicada en altitudes extremas en suelos muy rocosos. Estas parcelas de bajo rendimiento se cultivan con cuidado meticuloso para producir vinos complejos con sabores ricos y una mineralidad característica extraída de antiguas capas de piedra. El Grupo BSV está considerado como la bodega más progresista de Cariñena, combinando la pasión y el respeto por la tradición con las técnicas de vinificación más modernas que Europa tiene para ofrecer.

Comparte


Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies